Ho van aconseguir perquè no sabien que era impossible

domingo, 31 de mayo de 2015

No hay secreto, si entrenas, las sensaciones mejoran

Llevo tres semanas bastante regular con los entrenos y estoy muy contento. Ritmos todavía lentos, eso sí, y sesiones escasas todavía, pero el hecho de dar regularidad a la actividad física ya es un aliciente y una motivación excelente.

Lo mejor es ir recuperando sensaciones. No me refiero al evidente bienestar psicológico que va en aumento por culpa de todo lo entrenado sinó a sensaciones físicas. Notar cómo las piernas responden cuando viene un repecho y cómo los músculos se comportan bien y no me dejan tirado a la vez que el ritmo cardiaco no se dispara tanto como al principio. Esas cosas que hacía tiempo que no notaba y que ahora tengo la certeza de que pueden ir mejorando, cuando había perdido la esperanza y me comía la impacienza por volver a sentirlas. Soy un paquete, pero un paquete venido a más.

Las obligaciones laborales todavía no me dejan mucho margen de maniobra. A pesar de ello empiezo a recuperar esa "mentalidad Ironman", la de robar minutos a las horas y encontrar un hueco para sudar, quemar calorías, entrenar y sentirse bien después de una ducha para más tarde proseguir con las obligaciones de la vida. 

Las excusas son cada vez menos y mucho presiento que este no va a ser el último post optimista que escriba hasta conseguir alcanzar aquel modo de vida, aquella cotidianidad de vivir y pensar el triatlón a diario. Voy a seguir reencontrándome con estos derroteros. Me gustan. Además, cada vez los puedo explorar con más compañía.

lunes, 25 de mayo de 2015

Buen ritmo de retorno

Los dos últimos fines de semana han sido muy buenos desde el punto de vista psicológico deportivo. Han sido full al 100% con sábado y domingo de carrera y bici. Y la cosa parace que pinta bien. Un trio de dinosaurios descongelados del letargo deportivo y muy románticos nos hemos puesto manos a la obra. Espero que la motivación y el empuje del uno al otro y del otro al uno nos haga a los tres empezar a engrescarnos, bajar de peso e ir mejorando. 


Este domingo tuve una grata sorpresa. Quedé con el trio romántico y resulta que me encuentro con más de una docena de espartanos del Gavà Triatló. Acabamos lo que llamamos la vuelta corta que es ir hacia Avinyonet desde Gavà, encarar a Olivella y volver por las Costas del Garraf. Hacia muchos meses que ni siquiera se me pasaba por la cabeza atreverme a hacer este recorrido, así que el domingo fue un buen día y las sensaciones no fueron malas.


Por otro lado se avecinan buenas semanas para poder disponer cada día de más tiempo qué poder dedicar a los entrenos. He acabado el curso que estaba haciendo para obtener el título de catalán nivel C2 y ha sido un éxito. Eso significa que ahora hay dos tardes más libres que añadir a mis jornadas. Otra cosa es que a partir del 8 de junio acabaré de trabajar a las 15:00 y el 30 del mismo mes... vacaciones, aunque esperando a que me confirmen la aceptación a un curso de 4 horas cada mañana. Es mucho. Hay más de 90 días por delante para poder entrenar casi a diario.

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Hot Sonakshi Sinha, Car Price in India